Páginas vistas en total

jueves, 21 de noviembre de 2019

Coser para muñecas: trucos, consejos y patrones gratuitos.

Hola chic@s! A estas alturas de año supongo que muchas de nosotras ya tenemos un ojo puesto en los regalos de Navidad. Queda poco más de una mes para las fiestas y hay que ponerse las pilas con los regalos handmade que luego son todo prisas.
Una de las cosas que suelo coser para Navidad es ropita para las muñecas de mis hijas. Ya os he comentado alguna vez que la ropa de las tiendas me parece carísima y que hay poca variedad de modelos si no quieres dejarte un riñón. Algunas personas se sorprenden de que cosa para las muñecas porque se les antoja una tarea farragosa y complicada. Reconozco que hay que tener un poco de paciencia y sobre todo algo de práctica, pero como todo en costura, ¿no?
No obstante os voy a dejar algunos trucos que os pueden venir bien a la hora de vestir a vuestras muñecas: 

1.- ELEGIR BIEN LAS TELAS: Coser ropita de muñecas es una solución ideal para deshacernos de esos retales de telas que guardamos como oro en paño no se sabe muy bien para qué. Sin embargo hay que tener en cuenta que no todas las telas son adecuadas para muñecas. Debemos olvidarnos de usar aquellas telas que deshilachen fácilmente, sobre todo si cosemos para muñecas muy pequeñas o muñecas tipo Barbie. Si os fijáis, la ropita de muñeca no suele estar sobrehilada por dentro. De hecho algunos cantos parecen un poco engomados pero nunca van sobrehilados. 
Yo uso la remalladora cuando coso para muñecas tipo Nenuco o Baby Born, y suelo sobrehilar cuando el tamaño me lo permite, pero cuando coso para muñecas más pequeñas es imposible. Siempre podéis pasar un pequeño zig zag al borde de la costura pero lo ideal es usar telas que no se deshagan como el forro polar, punto, fieltro, rasete, paño, etc.. Tened en cuenta, además que vuestros niños van a estar constantemente cambiando de ropa a sus muñecas, así que mejor escoger telas sufridas.

La ropita de uno de los muñecos de mi hija. Las telas que no deshilachan,

2.- PATRONES BÁSICOS: La mayoría de los vestiditos que vemos en la red para muñecas si os fijáis están hechos a partir de un patrón básico. En esta entrada (aquí) os puse algunos enlaces para descargar patrones gratuitos para vuestros muñecos. Pero os confieso que tengo tres o cuatro patrones básicos (camisa, vestido y pantalón) que suelo tunear para hacer los modelitos. No necesitáis mucho más.
En Pinterest podéis encontrar muchos patrones sobre todo para Baby Born y sobre todo en inglés o alemán. Haced la búsqueda en inglés o alemán o incluso en neerlandés (con ayuda del traductor de Google) y encontrareis muchas cosas. Solo tenéis que tener en cuenta el tamaño de vuestro muñeco.



Un truco: la ropa de bebe prematuro sirve para Baby Born y Nenuco de 42-43 cms. Aquí os dejo un enlace  de un conjunto y aquí otro de un mono enterizo. Aquí también otro de un peto.



 La ropita de 44 cms les vale a estos muñecos, solo tenéis que usar un margen de costura un poco más grande. 

3.- COSER EN ABIERTO: El truco o la técnica por excelencia para coser en pequeñito es coser en abierto. Es decir, que lo último en coserse deben ser los laterales y las mangas. 
La secuencia es fácil: se cosen hombros, mangas solo por las copas, se colocan remates de cuello y puños (también en abierto) y finalmente se cosen en una sola costura los laterales del cuerpo y las mangas y puños.  En pantalones se cosen las costuras laterales, se colocan los puños en abierto y luego se cosen en una sola costura toda la entrepierna. 
Cuanto más pequeña sea la ropa más cosas debes coser en abierto, porque te será más difícil introducir el prensatelas en cierto lugares. Aquí os lo enseño paso a paso:
1. Coser hombros; 2. Dobladillo de las mangas; 3. Coser mangas ; 4. Cerrar laterales (no aparece en la foto, lo siento); 5. Colocar tira del cuello y montar el borde del lateral para que quede pulido; 6. cuello pulido. Pasar un pespunte por el derecho para que el cuello quede asentado; 7 Cortar una tira fina de velcro; 8.Colocar velcro y hacer dobladillo del bajo ; 9. Et voilà: probar a nuestro cliente.



4.- EL VELCRO, TU MEJOR ALIADO: El 90% de la ropa de muñecas se cierra con velcro. Es sencillo de usar por los niños y es fácil de coser. Yo suelo dejar las espaldas de los modelos totalmente abiertas para cerrarlas con velcro. Así es mucho más fácil de manipular durante el juego. 
En algunas prendas más grandecitas uso snaps, Pero lo ideal es el velcro. Suelo cortarlo longitudinalmente ajustado al tamaño que necesite. Así de un velcro con un ancho de 2 cms puedo sacar hasta tres tiritas finas para colocar en vestidos y camisetitas.
... Y EL ELÁSTICO DE CORDÓN. Para las cinturillas de pantalones y falditas me resulta mucho más cómodo y sencillo usar un cordón elástico pues la jareta para introducirlo suele ser estrecha. A veces he usado elástico plano pero nunca de más de 0.5cms 

Mis "nietos" con ropita hecha a mano


5.- LOS COMPLEMENTOS HACEN UN LOOK: He comprobado que lo que más le llama la atención a las niñas de los modelos para sus muñecas son los complementos. Vestidos hay muchos, pero mis hijas se vuelven locas con gorros, bufandas, diademas, calcetines... 
Al igual que te he comentado con los patrones, existen muchos patrones gratuitos de gorros para bebés prematuros. Mide la cabeza del muñeco (Nenuco grande tiene una circunferencia de cabeza de 36 cms y Baby Born de 32 cms)  y elige la talla que te viene bien. Otra opción es reducir un poco el patrón a la hora de imprimirlo, pero es algo menos exacto.

La capota es el toque final del conjunto, ¿no os parece?


AQUÍ tenéis un patrón y el tutorial de gorrito tapaorejas que le vale a Nenuco.



 La bufandas son superfáciles de hacer y también son resultonas. Solo tienes que cortar una tira de forro polar o alguna tela que no deshilache y hacerle con las tijeras unos flecos en las puntas. Añade algún adorno y dale tu toque personal. 

También puedes hacer diademas y felpas. Solo tenéis que cortar un trozo de elástico de colores o un trozo de FOE, cerrarlo con una costura y añadir algún adorno, un lazo, un botón o lo que se os ocurra. 

Bueno, eso es todo por hoy. Siento que la entrada haya salido tan larga y densa, pero espero que os sea de utilidad y que os animéis a coser para vuestros "nietos". 
Un besote
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

lunes, 11 de noviembre de 2019

Conjunto deportivo

Hola chic@s! Sé que os debo algunas fotos de los disfraces de Halloween que me faltan, pero como no quiero saturaros con el tema, hoy os enseño un conjunto deportivo (alias chándal) que cosí para mi hija mayor. 
Ya sabéis que no soy especial fan del chándal, pero lo cierto es que a mi hija le sientan mejor los que yo le coso que los comprados. Y con tal que de que no vaya hecha un fantoche, no me importa hacerselos yo. He de reconocer que es una costura rápida y agradecida... no me puedo pedir más..jeje


Para esta ocasión escogí el patrón gratuito de la camiseta Breeze de Jomina  en su versión de invierno. El patrón Breeze es un patrón de camiseta para todas las temporadas. Puedes hacerla sin mangas, con manga corta o manga larga. Con capucha o con cuello o simplemente terminada con una tirilla. La versión invernal está a medio camino entre camiseta y sudadera ajustada. Como mi hija es delgada, la usamos como sudadera. 
Lo especial del patrón es el corte asimétrico al que que puedes añadir un bolsillo escondido. Yo lo omití porque iba justa de tela, pero mi hija me reprocha que le haga sudaderas sin bolsillos una y otra vez.  Como veis escogí la versión de cuello cruzado porque abriga sin agobiarla demasiado. 


La tela de los perritos fue un flechazo que compré en una tienda local a precio de oro. No os imagináis mi disgusto al ver que por medio metro había pagado lo mismo que en otras tiendas me pedían por un metro entero. Vamos que no pienso volver a comprar en esa tienda porque me sentí estafada. Como solo tenía medio metro no había más remedio que hacer una combinación de telas. 
Me fui a mi alijo de telas y allí encontré una combinación arriesgada pero que me encantó. Combiné con un punto gordito de color indefinido entre el caqui y el verde militar y con una tela de puño en un verde pistacho apagado. 
Creo que aunque no es una combinación sencilla, el conjunto queda bastante bien. Las telas lisas fueron compradas el alguna de las rebajas de Julián López a un precio de superganga, con lo cual compensé el disgusto por haber gastado tanto en la tela estampada. 


El pantalón está sacado de alguna Ottobre, no recuerdo cual. Es un pantalón superbásico sin bolsillos. Cosí la talla 9 de ancho sin margen de costura con el largo de la talla 11. Y ella está encantada porque está a medio camino entre el pantalón de chándal y los leggings. 


Pues eso es todo por el momento. Sigo cosiendo ropa de batalla para esta temporada al ritmo que me van dejando... porque cuando son pequeñitos los niños te roban tiempo de otra manera, pero ahora que son más grandes, entre estudios, extraescolares, eventos y vida social no me da la vida para más.
Un besote y hasta la próxima

PATRÓN. Shirt Breeze de Jomina. y Addon.  Patrón Gratuito. 
TALLA: 62-156 . Yo cosí la 140 sin modificaciones. 
TELA: Sudadera de verano y punto roma
DIFICULTAD: Principiantes con algo de experiencia en punto. 



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

lunes, 4 de noviembre de 2019

Halloween 2019 (Primera parte)

Hola chic@s! Como ya viene siendo tradición en este blog, hoy os traigo con todo detalle todas cosas que cosí este año para Halloween. Ya habéis visto en Instagram casi todo, pero ya sabéis que me gusta dejar constancia en el blog. 

En primer lugar os enseño el disfraz que más lata me dio: la momia. 


No es un disfraz difícil así de entrada, pero lo cierto es que tiene mucho trabajo. Lo primero fue teñir con bolsas de té varios restos de sábanas blancas de algodón viejas. De esas sábanas que no se venden hoy en día pero que tiene un algodón que lo resiste todo.  
Una vez teñidas y secas, las rajé en múltiples tiras de unos 4 cms de ancho. Corté en tela de punto una camiseta básica y fui cosiendo las tiras una a una a cada pieza de la camiseta: delantero, trasero y mangas. Las mangas las hice bastante más largas de lo normal y les hice un agujerito para sacar el pulgar. A medida que iba cosiendo tiras, también fui haciendo nudos y dejando tiras sueltas. Cosí las tiras hasta la altura dela sisa. Luego monté la camiseta y terminé de colocar el resto de las tiras hasta el cuello...y cuando se lo fui a probar no le entraba :(


 Solución: cortar por lo sano y colocar una cremallera invisible. Aunque había cortado una talla más de camiseta, al coser las tiras, ésta perdió totalmente la elasticidad y no había manera que de que le entrase. Así que con la cremallera ya no hubo problema para meterlo por la cabeza. 
Visto lo visto, para hacer la parte de abajo me curé en salud y corté un patrón de leggings de la Ottobre en la talla 11, dos tallas más grandes de las que mi hija suele llevar. Repetí la operación  de coser tira por tira y hacer nudo por nudo y rematé con una goma en la cintura. Como el disfraz lleva muchas "vendas" no se nota que son dos piezas y da la sensación de que la momia va forrada entera de arriba a abajo. 


Para los pies, forré unas zapatillas de lona de esas baratas que por aquí llaman "kun-fú". Las vendas están pegadas con silicona porque meter ahí la maquina de coser era imposible y aunque se llegaron a soltar algunas, aguantaron bastante bien. 


Las vendas de la cabeza está colocadas "a la manera tradicional", es decir envolviéndolas manualmente una a una. 
Mi pequeña momia estaba supercontenta con su disfraz de este año y la verdad es que yo también porque la trabajera mereció la pena. 

Con la mayor me pasó lo que todos los años. Se le van los ojos a un disfraz "cuqui" y cuando ya está hecho protesta porque no da miedo. A eso hay que añadirle que cuando ya tenía el disfraz acabado dice que no lo quiere y que se quiere vestir de Hermione Granger con la túnica de Howarts...
A esas alturas de la película ya no estaba yo para tonterías y se tuvo que conformar con el disfraz originario que no era otro que de Caperucita zombie y/o malvada. 


La caperuza es un patrón gratuito de Fleece Fun y está confeccionada en raso para disfraces de color granate. Como se suponía que era una Caperucita truculenta, me pareció más adecuado usar un color menos vivo que el rojo habitual. 
El vestido, lo saqué del libro de Liesl Gibson, Building Block Dress. Os enseño la única foto que tengo del vestido.. porque la niña no paró quieta ni un segundo y casi siempre llevaba puesta la caperuza. Y, además, cuando lo he lavado he tenido la desagradable sorpresa de que la parte oscura ha despintado y todo lo que era blanco ahora es rosa. Así que de momento no cabe la opción de volver a ponerselo para la foto... (emoticono llorando :( )


El vestido no tiene ningún misterio: cuerpo dividido imitando un corpiño, mangas de farol y falda de capa. El delantal lo corté directamente sobre la tela. Suerte que hizo buen tiempo y que pudo llevar sin problema la manga corta. 

Para hacerlo un poco más tétrico le hice unos arañazos de lobo en la cara con un poco de latex líquido y sangre. Protestó mientras de lo hacía pero luego estaba superencantada enseñandole a todo el mundo sus heridas. 


Para terminar esta entrada, os enseño el disfraz de Harry Potter que le hice a nuestro amigo Nicolás en colaboración con su madre. 
El patrón de la túnica también es de Fleece Fun, pero tuve que hacer muchas modificaciones porque la talla más pequeña era la 7 y Nicolás tiene la talla 5. Hubo que reducir bastante e ir corrigiendo sobre la marcha. 
La costura fue compartida entre su mamá y yo, pero os lo pongo por aquí porque quedó supergracioso. 


Y como esta entrada se me está haciendo ya muy larga, os enseñaré los disfraces que me faltan en la próxima. ¿Os parece?
Espero que os hayan gustado.. y espero no daros demasiada lata con tanto disfraz. 
Nos vemos en la próxima
Besos. 




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...