Páginas vistas en total

jueves, 14 de junio de 2012

Una funda para el carrito... con historia

¡Hola! Estábamos el otro día mi marido y yo hablando sobre las cosas que tendríamos que llevar este año a la playa y estuvimos de acuerdo en que habría que llevar el carrito de Elena hasta la misma orilla. Aún no anda y pesa mucho para llevarla en brazos y más si vamos cargados con todos lo bártulos playeros, que yo no sé como lo hago, pero que cada año se multiplican. 
Pensando en eso me acordé de la sillita de paseo que había utilizado Irene. Llevaba casi un año en la terraza guardada y aunque recordaba que estaba un poco estropeadilla, para llenarla de arena podría darme el habío. En ese momento se me encendió la bombillita y pensé "le hago una funda a la colchoneta, la friego a conciencia y allá que nos vamos". Fuí a buscar la silla y sin abrirla siquiera saqué la colchoneta que iba a ser objeto de mi nueva creación. 


la colchoneta a "enfundar"

Cegada por la nueva inspiración costuril ,me lancé a la búsqueda de la tela perfecta. Ya había descartado los piqués, porque como os comenté en una entrada anterior, a estas alturas de año no queda casi nada, salvo los típicos de bebé, y mi sillita es demasiado  sport para ese tipo de telas. Después de  rebuscar un poco encontré esta tela que para mí era perfecta: loneta finita, fácil de coser, con motivos infantiles y colores alegres. Pues bien, a las 8 de la tarde llegué a casa. A las 12 ya lo tenía cortado e hilvanado listo para la máquina. En dos días, terminado.. y esto es lo que salió:

 Por delante

 Por detrás



Hasta aquí todo perfecto. Hicé la funda como las que se ponen en los cojines, con su velcro por detrá spara poder meter y sacar la colchoneta. Este modelo de  sillita no me permitía hacer una funda como la del carro grande que van con elástico unida a la silla. Así que opté por esto, con todos sus ojales (que ya van saliendo mejor).

 
Perdonad la suciedad, aún no había fregado el carro, pero no me pude resistir a probar la funda

Y después de todo este rollo aquí viene lo peor: pues que lo que yo pensaba que era una sillita un "poco estropeadilla", era relamente una silla "hecha polvo". Resulta que el asiento se ha desfondado un poco y aunque no se ha roto del todo está a puntito. Senté a la niña y va muy inestable.. así que aunque mi marido me ha dicho que va a intentar reparala aunque sólo sea para los 15 días de playa y arena, me parece que todo mi trabajo no va servir de nada y que habrá que comprar una nueva.
Así que volví a desenfundar la colchoneta, doblé mi fundita y la guardé en un cajón.. con cara de tonta y mucho coraje encima.. y todo por cegarme en el nuevo proyecto sin haber comprobado bien el estado de la silla... En fin...esta tarde, en cuanto se me pase el disgusto, cortaré el vestido que tenía programado, que era lo que tenía que haber hecho.. El único consuelo que me queda es que al menos no hice la bolsa a juego que tenía pensada.
Espero no haberos aburrido mucho. 
Besos.


 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

2 comentarios:

  1. Ohhhhhh!!!, que pena. Maria, te has superado con la colchoneta, te ha quedado muy muy muy bonita, la tela muy divertida, jo, de verdad, que rabia tienes que tener chica. Me pasa a mí, y no hay quien me aguante.

    Mira el lado positivo de las cosas, has confeccionado un prenda muy bonita, de manera muy rápida y te ha quedado fenomenal.

    Animate guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta la tela que has escogido. La verdad que si tienes que comprar otro carrito, tendras que buscarlo que te sirva la colchoneta, pq está monisimaaaaa.
      Besotes wapa.

      Eliminar

Gracias por dejar tu comentario.