Páginas vistas en total

viernes, 21 de junio de 2013

Fin de curso, verano, vacaciones y parques

Hola chic@s! Hoy es el último día de curso creo yo que en casi toda España., no? Y aunque este año, debido a este tiempo tan raro que estamos teniendo, no tenemos la sensación de verano-verano, la verdad es que hacía falta ya un  descanso. Este curso se me ha pasado volando. Irene ha cursado el primer año de educación infantil en el cole de los mayores y ha aprendido mucho. Estoy contenta, no puedo negarlo. No sé si en comparación con otros estará mejor o peor preparada. Pero yo la veo feliz en su cole, con su señorita y muy integrada en la vida escolar. Los finales de curso me ponen un poco triste: una etapa se acaba, nos vamos haciendo mayores, mi niña ya no será la más chiquitina del cole.. pero bueno, por otra parte hay que pensar en lo positivo y en los dos meses de vacaciones que tenemos por delante. 
Bueno, dos meses, los niños. Porque las madres y padres que tenemos la suerte de trabajar, es en verano cuando lo tenemos más complicado. Yo siempre digo que el verano es para estar de vacaciones. Mantener una rutina y un orden en una casa durante el verano, al menos en mi caso, es una misión imposible. Ayer mismo acostaba a Irene y tuve que apresurarme a cerrar las persianas para que no viera que aún era de día..jeje Aquí en el sur, en pleno verano no puedes bajar a  la calle hasta las ocho y media o nueve de la noche, con lo cual toooodo se retrasa y te acabas acostando a las mil, con el handicap de que el despertador sigue sonando a la misma hora todos lo días. 
Pero bueno pensemos en las vacaciones que están por venir y los días de playa y piscina que nos quedan por disfrutar. 
 Un clásico de los fines de curso, para alegraros el día

En cuanto a la costura, a partir de ahora me convierto en costurera de fin de semana, cuando me llevo todos mis bártulos a la parcelita del campo y allí instalo mi pequeño taller, mientras las niñas juegan sin peligro. Entre semana para poder coser algo tengo que abusar de la paciencia del papi o esperar a que ese día haya un milagro y al menos la peque duerma siesta, y sólo un rato, porque con el buen tiempo es vista obligada ir al parque. 

Ahora que estamos saliendo todos los días al parque, empiezo a fijarme en cosas que me llaman mucho la atención. En primer lugar, en lo guarros (sí, lo digo así con todas las letras) que somos aquí abajo. Somos sucios, incívicos e insolidarios. Los tres parquecitos que tengo cerca de casa y que suelo visitar, están llenos de cáscaras de pipas, envoltorios y demás porquerías. Y eso no es porque haya niños. No hay muchos niños de dos o tres años que coman pipas como loros, no. Son los y las padres/madres. Uno de los parque que más visito está recomendado para niños entre 2 y 6 años y tiene suelo de césped articial. Es normal que haya muchos niños pequeños que pasen más tiempo en el suelo que de pie, y de verdad os digo que da asco ver cómo está todo. Me consta que lo limpian casi a diario porque si vas temprano está muy limpio. Pero como vayas a última hora da pena. Ya he pillado a mi peque intentando comerse varias porquerías del suelo.. Y es lo que yo digo: ¿ese es el ejemplo y la educación que queremos para nuestros hijos? Ya se que esto es quejarse por quejarse, porque la base de este problema está en la educación o falta de educación de cada uno, pero al menos me queda el derecho al pataleo, no?

El suelo lleno de pipas

Otra cosas que me da mucho coraje de los parques es el binomio niñocafre-madrepasota. No sé por qué pero  estos elementos siempre suelen ir de la mano. Yo entiendo que hay niños más o menos brutos a la hora de jugar, niños más tranquilos y otros más movidos. Pero en la franja de edad entre 2 y 6 años hay de todo. Y si tu hij@ es un poco kamikaze lo mínimo es que estés pendiente de que en su juego no moleste ni agreda a niños más pequeños y/o más tranquilos, vamos digo yo.. Supongo que es más cómodo estar comiendo pipas.. 
Ayer si más, tuve un episodio que me revolvió las tripas. Un niño en el parque de unos 6-8 años jugando con una pistola de juguete automática bastante realista, se estaba dedicando a poner a otros niños como en un paredón y a dispararles para matarles. Yo flipé en colores por lo violento del juego, pero no le hice caso hasta que la tomó con mi peque que no tiene ni dos años. Y se iba corriendo detrás de ella, apuntándole a la sien y diciendo ¿la mato, la mato? Más corría mi hija, más corría él detrás de ella. Me puse enferma, os lo juro y eché al niño de malos modos.. Ni que decir tiene que allí no apareció ni padre, ni madre, ni tía ni abuelo... y casi que mejor, porque viendo al elemento  en cuestión ya podía yo imaginarme como serían los padres. 
En fin que el tema parque da para miles de post. Éste sólo ha sido el primero. Perdonadme el superrollo de hoy..jaja  Me le levantado así. 
Un beso y que tengais buen fin de semana. 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

8 comentarios:

  1. María, cuanta razón llevas... Yo me indigno de igual manera cuando la responsabilidad paterna y la educación brillan por su ausencia, la verdad.
    Pues a disfrutar del veranito, aunque sea cosiendo poco, eso sí, mantenos informadas, eh?

    un beso!!

    ResponderEliminar
  2. No soporto los parques...voy muy poco, mi niña va con papá y yo me quedo haciendo cosas porque me pongo mala. Con la excusa de que los niños jueguen, los padres van allí a "socializar" y pasan de sus hijos, creo que son sitios para que los padres se relacionen, porque, en fin...siempre siempre hay algún cafre, hija...
    Que pases buen verano!!
    besos
    Diana

    ResponderEliminar
  3. Absolutamente de acuerdo, sobre todo en el binomio... es una pena ir al parque a pasar un buen rato y volver a casa con un sofoco de lo que ves, besos

    ResponderEliminar
  4. Si te digo la verdad, yo voy a los parques "obligada" por mis hijos...no me gusta nada ver cómo algunos padres y madres "sueltan" allí a sus hijos/as totalmente despreocupados y se ponen a charlotear con otros padres...¡y lo de las pipas!, eso a mi también me pone de los nervios, tirando las cáscaras al suelo donde juegan los niños!...¡menudo ejemplo!, en fin...paciencia, porque hora sin cole, nos quedan muchas tardes de parque por delante!

    ResponderEliminar
  5. Uf!!!, Me parece que es igualito en toda España!!!,solo una corrección el binomio sigue más allá de los 6 años... feliz finde María, bss

    ResponderEliminar
  6. Maria, pues si!!! estamos casi terminando el curso aqui en Madrid y parece mentira que pronto ha pasado un curso entero!!!..
    En cuanto a tu reflexion sobre el parque yo lo veo casi todas las tardes y me pongo mala....pero no hay mucho que hacer, salvo quejarse un poquito y aguantarse!!!
    Besitos

    ResponderEliminar
  7. Que razon tienes!! Yo tampoco soporto lo de las pipas. Nosotros vamos todas las tardes con los dos, y me tengo que llevar algo para poner en el suelo y que el pequeño pueda jugar sin comerse ninguna cascara, tierra...
    Y padres/madres habemos de todo tipo, que le vamos a hacer.
    Por cierto, el jueguecito del niño me parece muy pero que muy fuerte.

    ResponderEliminar
  8. Que razon tienes!! Yo tampoco soporto lo de las pipas. Nosotros vamos todas las tardes con los dos, y me tengo que llevar algo para poner en el suelo y que el pequeño pueda jugar sin comerse ninguna cascara, tierra...
    Y padres/madres habemos de todo tipo, que le vamos a hacer.
    Por cierto, el jueguecito del niño me parece muy pero que muy fuerte.

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario.