Páginas vistas en total

martes, 30 de octubre de 2012

¿Qué es un buen padre/madre?

Desde el mismo día en que das luz y estás allí en la maternidad, dolorida y feliz , contemplado extasiada a tu bebé, te das cuenta de que esa criturita, que hacía unas horas aún estaba dentro de tí, viene sin manual de instrucciones. A partir de ahí se suceden una serie de consejos y advertencias, mejor o peor intencionadas, del tipo este niño tiene frío/calor, hambre/sed, sueño, caca, etc... que te hacen planterarte desde ya si eres o no una buena madre (o padre). Y tú en ese momento de caos hormonal y emocional en el que vives ,tratas de capear el temporal lo mejor que sabes y puedes, planteándote muchas veces si estás haciendo las cosas bien o mal. 
Una vez pasada esa primera etapa de bebé, cuando los niños son más mayorcitos, te das cuenta de que , aunque los temas básicos (baño,comidas,sueños..) los tienes más o menos dominados, te sigues planteando lo mismo: ¿lo estaré haciendo bien?  Y yo creo que esa pregunta te persiguirá ya de por vida.
Cuando hablas con otros padres, poco son los que te plantean abiertamente sus miedos y sus dudas, que están desbordados o hasta el moño de los niños, que se pasan todo el día riñiendo o gritándo a sus hijos.. y tienes que escuchar tonterías del tipo: "pues mi Manolito va a una guardería bilingüe, a clases de psicomotricidad y de yoga-tibetano, come estupendamente y se va a la cama a las 8 de tarde sin rechistar".. y ves tú al pobre Manolito ,que no levanta un palmo del suelo y que apenas si sabe hablar castellano,repetir, cual mono de repetición: wan,tu,fri,for, fai, a la vez que salta y pone la postura del loto...
Y tú con cara de tonta, vas y dices : "!Pues qué bien, hija¡".. pensando por dentro "pues mi hija va a la guarde del barrio que es la que nos coge mejor,aprende inglés con  Dora  Exploradora y hay que llamar a los GEOS  para que se vaya a la cama antes de las once".. Y es ahí donde vuelve la preguntita a tu cabeza : "¿lo estaré haciendo bien?". 
Esta mañana llovía a mares. Mi marido y yo llevamos a las niñas a casa de mi suegra que está a cinco minutos andando, cada una en un carro, porque nos da pena despertarlas tan temprano. La mayor casi ni cabe ya y se le salen los pies y la cabeza, pero ella van tan agusto y tan dormidita que nos da pena despertarla. Pues imaginaos el caos que se forma con lluvia: dos carros con sus respectivos plásticos, mantas para el frío, chubasqueros, botas de agua, paraguas,bolsa con la comida (hoy toca comer en el curro).. Un follón. Al bajar al portal me doy cuenta de que me he olvidado arriba el chaquetón de Irene. "Da igual- le digo a mi marido- tu madre tiene uno de repuesto en su casa". Al llegar a casa de mi suegra, (y que conste que la quiero mucho y que no sé que haría sin ella), lo primero que suelta es: "¿habéis traido el impermeable de la niña?"... nosotros, como si el profe nos hubiera pillado con la chuleta en la mano, decimos "se nos ha olvidado". Mi suegra prudente donde las haya , torció el gesto, y no dijo nada. 
Cuando nos íbamos, mi marido me dijo que se sentía mal padre. "¿Por haber olvidado el impermeable?, yo no creo que ese sea el rasero para medir si eres o no un buen padre".
A raiz de esa conversación se me ocurrió escribir esta entrada hoy. Y después de mucho reflexionar he llegado a la conclusión de que , aunque tú nunca vas a estar conforme contigo mismo, buen padre no es el que lleva a sus hijos a 28 actividades extraescolares, al parque de bolas todos los domingos o a esquiar a Baqueira-Beret por Navidad. Buen padre es que el actúa con sentido común, está siempre al lado de sus hijos para guiarlos, cuidarlos, cogerles de la mano cuando caen e incluso cuando saben dar una torta a tiempo.. Buen padre es el que da cariño y respeto, pero también educación y valores... aunque cuando llegue a los 98 años y sus hijos a 70, casi sin dientes y con incontinencia, seguramente se seguirá planteando "¿lo habré hecho bien?"
Ahí os dejo eso para reflexionar..

Irene esta mañana, dormida en su carro, al llegar a casa de la abuela
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

8 comentarios:

  1. Niña, los pelos de punta....Te lo prometo...
    Me gusta mucho esta entrada, me hace pensar que igual..En cualquier caso, Sofía no va a clases extra simplemente porque su mama se ha reducido la jornada laboral, precisamente para estar TODA LA TARDE con ella y por lo tanto, las extras nos las montamos nosotras mismas!!. En cuanto a todo lo demas es muy muy dificil!!!. Yo me mido por una cosa muy muy simple: Si al final del día, despues de juegos, algun lloro, algun tira y afloja entre mi hija y yo, repito si al final del día, mi hija antes de dormir me dice: "te quiero mucho mami" , creo que ese día no lo he hecho tan mal... Y tengo que decir, que esa frase me la dice varias veces todas las tardes...je,je,claro que es mutuo!!!!.

    Besitos Maria y gracias por hacernos reflexionar de esta manera!!!. Y dile a tu marido que un olvido lo tiene cualquiera...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, lo mejor del día es cuando se van a la camita y te dicen : mami te quiero miles de millones y con locura..
      jaja. es que tengo una hija un poco pelota :)

      Eliminar
  2. María, yo tampoco tengo a mi hija en ninguna extraescolar. Por las tardes estoy con ella y hacemos todo juntas. Hacemos los deberes (está en 1º de primaria ya!! uff), hacemos manualidades juntas, jugamos, hacemos repostería...Creo que esa es la mejor clase extra que le puedo dar. Y como bien dice Sonia, si mi niña me dice "te quiero, mami", pienso que tan mal no lo estaremos haciendo.
    Mi niña es muy buena, no me quejo, pero tiene sus momentos como niña que es. Y te aseguro que también le tengo que gritar, castigarla y enfadarme bastante con ella. No hay niños perfectos. Ni padres perfectos. Lo hacemos lo mejor que podemos.
    Un beso, guapa.
    María

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tampoco la tengo en estraescolares, la veo pequeña aún. Pero tengo una vecina que lleva a la niña dos dias a ballet y dos días a flamenco.."para quitársela de enmedio"..
      Cada uno lo hace como buenamente sabe.
      Besos

      Eliminar
  3. felicidades por tu entradaza de hoy amiga! ; )
    me parto con las clases de yoga tibetano del Manolito jaja pobrete..
    Totalmente de acuerdo contigo en que pocos padres dicen abiertamente que riñen,que le sacan alguna vez de sus casillas y que hacen cosas de niños de vez en cuando y no de pequees perfectos.(como me fastidia la gente así)
    Como dice Sonia buenos padres seremos cuando siempre hacemos todo pensando en lo mejor para ellos y cuando al menos una vez al día nuestros hijos nos dicen TE QUIERO .
    besos feliz martes!

    ResponderEliminar
  4. Yo tambien de acuerdo total... hacemos de todo por ellos y de mil amores, no somos malos padres seguro.
    Si te parece poco lo que hacemos por su bienestar... yo todavia cargo la sillita por si se duermen o se cansan, llevo el coche lleno de chismes para ellas, tengo una habitacion en casa para jugar (si, la verdad que hacerme un vestidor no me lo he planteado) pero tambien me parece fenomenal lo que hagan los demas, si es lo que su educacion o convicciones les aconsejan... ¿¡a chino mandarin con dos añitos, o a tenis y atletismo con tres años!? si, conozco niños... las mias directamente no querrían, creo, se vendrían conmigo fijo y yo disfruto mucho de ellas.
    Que suerte tienen tus peques...
    besos,

    ResponderEliminar
  5. Hola. Soy nueva aquí.
    Yo no tengo peques, pero leyendo tus palabras me doy cuenta de varias cosas, pero la más importante es que te aseguro que cuando tu niña sea mayor agradecerá con locura cada una de las cosas que vosostros, sus papis, hayáis hecho por ella. Seguro.
    Estás enseñando a tus peques lo que es el amor de madre/padre, igual el niño que va a chino-mandarín y que "parece" el más educado del mundo, no aprecia en sus padres el amor porque no pasan el tiempo suficiente con él. Tú sí.
    un saludo. Ainhoa.

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario.